Soluciones para eliminar la pollilla de la madera

Definitivamente el pequeño tamaño de las polillas no interfiere en lo absoluto para que sean uno de los insectos más dañinos que puedan encontrarse, es así como una vez se adueñan de algún mueble de madera lograr deteriorarlo al punto tal de dejarlo inservible. En estos casos puedes asegurarte de que se trata de este bicho si observas un polvo fino como residuo, pues esto es lo que se produce cuando las larvas roen la madera.

Puesto que las polillas de madera se empiezan a evidenciar por esos pequeños agujeros y los residuos que va soltando el mueble, conviene bastante preocuparse por prevenir para que las cosas no pasen a mayores.

Cómo quitar polillas de la madera

  • Una vez identifiques que tu mueble tiene polillas, apártalo inmediatamente para que no se vuelva un agente contagioso para los demás. A continuación lo que puedes hacer es conseguir insecticida especial para polillas o en su defecto parafina líquida, inyecta alguna de estas dos sustancias en cada agujero que encuentres e inmediatamente envuelve con papel film, debes esperar por  lo menos una semana antes de retirar el papel y verificar si ya no existen estos animales.
  • Cuando se trata de piezas de madera pequeñas puede hacerse algo bastante eficaz que consiste en envolver la pieza en plástico y meterla en el congelador al menos por unos 7 días. Esto funciona muy bien ya que las larvas no resisten el frío.
  • Para tratar los muebles de madera pintados o barnizados inicialmente debes retirar estas capas para proceder a inyectar el producto que hayas elegido, puedes sellar cada agujero con ayuda de un poco de masilla para madera, recuerda que una vez seca debes lijar para emparejar la superficie.

Es preciso evaluar con ojo crítico la situación del mueble ya que muchas veces lo mejor es optar por cambiar ciertas partes que están demasiado afectadas o quizás ya no exista nada que hace pues cuando son situaciones avanzadas el mueble prácticamente se convierte en algo hueco que con solo tocarlo se desbarata.

Un buen consejo consiste en barnizar y encerar la madera puesto que con esto se crea una especie de película protectora que impide la acción destructiva de estos molestos animales. En caso de que nada de lo anterior surta efecto debes consultar con un profesional en el tema que observe las condiciones especificas de tu hogar y te ofrezca recomendaciones efectivas para acabar con el problema.

 

 

 

You May Also Like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *